Lavera, una marca de dentifricos ecologicos

Dentífricos ecológicos

El dentífrico tradicional, aparte de ser más contaminante y menos sostenible para la naturaleza, también es perjudicial para nuestra salud. Algunos estudios demuestran que el dentífrico convencional puede perjudicar nuestra salud. Ademas del controvertido flúor incluyen muchos otros ingredientes tóxicos o nocivos como el triclosan, el aspartamo, los parabenos e incluso el formaldehido. Los dentífricos ecológicos, por el contrario, están hechos con ingredientes naturales y son más seguros para los dientes, encías así como para la naturaleza.

¿De qué están hechos los dentífricos ecológicos?

Para poder exhibir el sello de producto ecológico, la pasta de dientes bio debe estar formulada con ingredientes y principios activos naturales. Algunos de los más utilizados son el aceite esencial de árbol de té, el bicarbonato de sodio o extractos de cítricos como el limón y la naranja. También es muy común el uso de menta orgánica para lograr una sensación de frescor en la boca y reducir el mal aliento.

Es habitual, asimismo, que se añadan otros aditivos (extractos de plantas naturales) para prevenir la placa dental y la formación de caries. El dentífrico ecológico además de ser más seguro y saludable también evita el mal aliento.

Otros ingredientes utilizados son: Aegopodium podagraria, Neem, granada, Zanthoxylum clava-herculis, árbol indio de la goma arábiga. También existen dentífricos más naturales que están formulados con ingredientes utilizados por la medicina ayurvédica, por ejemplo, la arcilla roja. Este tipo de dentífrico no se parece en nada a uno tradicional. Es tipo polvo y desagrada a muchas personas por su textura y ser demasiado pastoso. En cambio es muy efectivo y las partículas de arcilla limpian muy bien el esmalte dental.

El fluor en los dentífricos ecológicos

El uso del flúor en la pasta de dientes es un elemento que ha dado lugar a mucha controversia. Hay quien afirma que es muy venenoso y perjudicial para la salud. En cambio, markas como lavera Naturkosmetik y otros fabricantes de cosméticos ecológicos lo siguen utilizando en sus productos. Los supuestos beneficios del fluoruro de sodio (el fluor) incluyen una mejor eliminación de la placa bacteriana y el endurecimiento del esmalte dental.

Dientes y encias sanos

En la normativa de la unión europea sobre productos de cosmética e higiene ecológicos no está prohibido su uso. Si lo están el uso de ingredientes modificados genéticamente (los llamados GMO) y el uso de sustancias químicas de síntesis.

No obstante es muy fácil encontrar numerosas pastas de dientes ecológicas que están libres de flúor. En este tipo de productos, se indica claramente con una etiqueta o una reseña que están libres de fluoruro de sodio.

¿Son veganos los dentífricos ecológicos?

Muchos de los dentífricos ecológicos son además veganos y no están testados en animales. De nuevo la normativa europea no dice nada al respecto. Por ello hay que asegurarse buscando el sello “Vegan” y la indicación expresa de que no se experimenta con animales.

¿Dónde comprar dentífricos ecológicos?

En tiendas ecológicas de cosmética. O en amazon. También te pueden interesar los cepillos ecológicos de bambú.

Productos ecologicos

El malentendido entre productos ecológicos, orgánicos y biológicos

¿Es lo mismo un producto ecológico que uno biológico? ¿Y que uno orgánico? Vayamos por partes. De entrada, existe una gran variedad de términos utilizada en las normativas sobre agricultura ecológica de los diferentes paises europeos. A esto, se suman las interpretaciones que cada cual hace sobre dichas denominaciones. Entre lo que dice la ley y lo que cada uno entiende, el resultado es una sopa de términos muy parecidos entre sí que dan lugar a múltiples malentendidos. Dos etiquetas que se suman a esta lista son el adjetivo “sostenible” y la denominacion “no GMO”. ¿Qué diferencia existe entre los productos ecológicos, los biólogicos y los orgánicos?

Ecológico, orgánico y biológico son sinónimos y significan lo mismo

Como bien se aclara en este excelente artículo estos términos son, en definitiva sinónimos y significan lo mismo:

El lío llega cuando entran en juego otras denominaciones que, en realidad, a nivel legal, son consideradas sinónimos de “ecológico” y se usan indistintamente según el idioma y el país. Es decir “bio” y “orgánico” (en realidad una mala traducción de “organic”) significan exactamente lo mismo que “ecológico” y, de serlo, llevarán el citado sello identificativo de la UE.

¿Qué son los productos ecológicos?

Un alimento ecológico es aquel que cumple las directivas y reglamentos europeos sobre agricultura ecológica. Dicha normativa, no especifíca nada sobre el transporte de los mismos. Es decir no requiere que sean productos de proximidad. Es importante aclarar esto porque muchas personas asocian ecológico con sostenible. Sostenible con cuidado y respeto por el medio ambiente. Y uno de los aspectos que se consideran respetuoso con la naturaleza es producir los alimentos lo más cerca posible de su lugar de consumo. Sin embargo las leyes sobre agricultura ecológica no manejan los mismos criterios y no obligan a cumplir este punto. ¿Qué regulan entonces?

La normativa europea sobre agricultura ecológica regula, entre otras cosas, qué tipo de productos fitosanitarios se pueden utilizar en los cultivos. En definitiva, se prohibe el uso de pesticidas, herbicidas, fungicidas y fertilizantes químicos de síntesis. Y una cosa más, algo que podría cambiar en los próximos años: el uso de transgénicos. Actualmente, los productos ecológicos europeos NO son transgénicos.

Así, ya tenemos clara la definición de alimento ecológico. Con esta definición, se puede aceptar como ecológico un mango que venga de Madagascar en avión, incluso si es un disparate desde el punto de vista de la sostenibilidad y el respeto al medio ambiente (que lo es). Para ello sólo es preciso que para su cultivo se hayan utilizado semillas ecológicas y no se hayan empleados los productos químicos prohibidos por la normativa. De igual manera, productos de agricultura intensiva se pueden considerar ecológicos. Algo que de hecho ocurre, por ejemplo, con las frutas y verduras cultivadas en los invernaderos de plástico de El Ejido en Almería.

¿Qué son los alimentos biológicos u orgánicos?

Algunas fuentes dan la siguiente definición de producto biológico:

Señala a aquellos productos que no han tenido ninguna manipulación genética en su proceso de producción, garantizando que en dicho proceso se lleva a cabo un proceso natural de selección de especies, que se contribuye a mejorar el patrimonio genético yque se favorece el cuidado de la biodiversidad.

Sin embargo, como aclara el artículo citado anteriormente, esto no es del todo exacto. En cambio se trata más bien de una confusión debida a las traducciones del término entre los diferentes idiomas de los paises miembro. Es decir, desde el punto de vista legislativo las palabras son equivalentes. Por ello, para exhibir cualquiera de los dos términos el producto debe observar la normativa vigente y haber obtenido el sello identificativo de la UE.

Etiquetas ecológicas europeas

Muchas personas asocian los productos biológicos con aquellos que no han sido manipulados genéticamente. De momento, en la normativa sobre agriculture ecológica, un producto denominado como tal no puede incluir manipulación genética. La verdadera confusión surge con otra etiqueta adicional: no GMO. GMO son las siglas de Genetically modified organism. Esto es, organismos manipulados genéticamente.

Por lo tanto los productos no GMO son quellos cuya genética no ha sido manipulada. Pero ojo, un producto puede no haber sido manipulado genéticamente y no por ello ser ecológico. Por ejemplo se podría haber fertilizado con productos químicos. Estos hipotéticos alimento calificaría como No GMO pero no como productos ecológicos (biológicos).

Productos orgánicos

Con los productos orgánicos ocurre lo mismo. En Europa según la normativa vigente el producto debe estar aprobado por el organismo regulador. La etiqueta estadounidense de agricultura ecológica es emitida por la USDA. Es decir, el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos. En su sello añaden la palabra Organic. Así el sello se denomina “USDA Organic”. El sello alemán en cambio utiliza la palabra “Bio”. Mientras que la etiqueta europea no incluye sigla alguna. Su logotipo es bastante conocido: la famosa bandera con fondo verde y la silueta de una hoja formada por las estrellas que representan a los paises de la unión.

Conclusión

Ecológico, orgánico y biológico por el momento son términos equivalentes entre sí. “Sostenible” va mas allá, incluye en su consideración otros aspectos como el de alimentos kilometro cero. En la actualidad, los alimentos de KM0 no están regulados por ninguna normativa. No GMO sólo especifica que el producto no puede ser transgénico pero no implica que sea ecológico.