¿Merece la pena comprar una trituradora de poda?

¿Resulta útil comprar una trituradora de poda para trituras las ramas y restos de plantas del huerto o jardín? Depende. Si se generan una gran cantidad de restos sí. Para un jardín muy pequeño o un pequeño huerto, desde el punto de vista medioambiental probablemente no interesa: el gasto de energía y recursos utilizados para fabricar la máquina no compensan el uso que se le va a dar. ¿Cuáles son las ventajas e inconvenientes de las trituradoras de poda?

¿Por qué comprar trituradoras de poda?

La ventaja principal de las trituradoras de poda es que permiten aprovechar los restos vegetales (biomasa) para convertirlos en compost. La práctica habitual de quemar los restos de poda además de ser peligrosa es un grave error de cara a la sostenibilidad. Primero, porque la materia orgánica que se desperdicia se puede convertir en humus, un material rico en nutrientes que sirve para reducir el uso de fertilizantes. Pero, además, quemar los restos de podas es más contaminante y además puede ocasionar incendios. Esta práctica no solo la llevan a cabo los responsables de explotaciones forestales, también muchos jardineros recurren a ella porque resulta ser la manera más sencilla y rápida de librarse de los restos de poda.

Trituradoras de poda
Trituradoras de rama de uso doméstico para jardines pequeños

Ventajas e inconvenientes de las trituradoras de poda para uso doméstico

Dejando a un lado las trituradoras de ramas industriales, las pequeñas trituradoras domésticas de jardín pueden ser muy útiles para el uso particular. Estas máquinas son relativamente baratas (entre 100 y 600€) y si se utilizan correctamente pueden suponer un considerable ahorro de tiempo y dinero.

Hay varias maneras de deshacerse de los restos de poda en las zonas residenciales con jardín:

  • Quemar la poda
  • Triturarla
  • Tirarla a la basura convencional
  • Separarla en sacos y contenedores para su conversión en compost en un centro especializado

Algunas urbanizaciones de viviendas unifamilares con jardín ofrecen un servicio de recogida de podas. Generalmente estas podas son después recogidas por una empresa especializada que las compra para su transformación en compost o substrato vegetal. Sin embargo, es mucho más interesante comprar un trituradora de poda y hacerlo en casa por varios motivos.

El uso de la trituradora de jardín resulta más cómodo: no perdemos tiempo en preparar hatillos ni en llenar sacas. En segundo lugar, al haber triturado los restos de poda se acelera mucho el proceso de compostaje. En poco más de 6 o 9 meses tendremos compost listo para ser utilizado. Si se compra habitualmente mantillo para utilizar como fertilizante y se generan muchos restos en unos cuantos años se puede amortizar la compra.

La comodidad y el ahorro de tiempo y dinero son los puntos a favor. Como inconvenientes hay que señalar que no todos los restos son aptos para ser triturados (menos aún en una máquina trituradora de jardín de baja gama). Los restos de podas de arizónicas muy frondosas o enredaderas como la hiedra suelen atascar las trituradoras de jardín. Aunque existen algunos trucos para poder hacerlo.

¿Cómo triturar los restos de poda?

Las pequeñas trituradoras de poda o de jardín suelen funcionar mejor con materias leñosas que con ramas muy verdes. De hecho, las ramas más verdes y fibrosas y con un alto contenido de humedad son prácticamente indomables

Por lo tanto, el primer consejo es mezclar restos verdes con restos secos. Se debe evitar introducir ramas recién cortadas que todavía tienen hojas verdes. Es conveniente dejar que las ramas se sequen durante unas semanas para que pierdan la humedad. Cuanto más secas estén más fácil resulta la trituración. También es útil reservar algunas ramas largas con poco follaje. Nos serán de ayuda para empujar los restos verdes cuando se quedan atascados.

¿Qué trituradora de poda comprar?

Existen dos tipos de trituradoras de jardín: las de cuchillas y las de fresas. Las de fresa son mucho más efectivas para triturar ramas gruesas pero tienen más dificultad para triturar las ramas pequeñas y las ramas verdes. Se recomienda comprar una trituradora de jardín de una marca de calidad. Los trituradores domésticos más baratos dejan bastante que desear: la calidad de las cuchillas, el tamaño de la tolva y el rendimiento del motor son bastante deficientes.

Puntúa este artículo
[Total: 1 Promedio: 5]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *