Bayetas ecológicas de celulosa y algodón

¿Estás buscando una alternativa sostenible a la bayeta de microfibras? ¿Prefieres comprar bayetas respetuosas con el medio ambiente? Las bayetas ecológicas de celulosa y algodón son una buena opción.

Estas bayetas ecológicas multiusos son superefectivas y muy absorbentes. Puesto que son de secado rápido, no acumulan humedad ni malos olores. Y, además, son biodegradables. ¿Cuáles son sus características?

Las bayetas de celulosa se pueden utilizar para limpiar de manera eficaz y efectiva diversos tipos de superficies. Por ejemplo, encimeras de cocina y baño, muebles de jardín, mesas de oficina o el habitáculo del coche. No contienen químicos nocivos, puesto que están hechas con materiales naturales: pulpa de celulosa y fibras de algodón.

Ultima actualización de precios: 2020-07-29 a las 22:49

bayetas de secado rápido
Bayetas ecológicas de secado rápido sin malos olores

Ventajas de las bayetas ecológicas de celulosa y algodón Super Scandi

Las bayetas ecológicas de celulosa y algodón tienen algunas ventajas frente a sus competidoras. Hablamos de las alternativas convencionales fabricadas con materiales sintéticos como la microfibra.

Desde el punto de vista medioambiental, la ventaja más importante de las bayetas ecológicas de celulosa es que son más sostenibles, puesto que son biodegradables. Pero funcionalmente también tienen sus ventajas, por ejemplo, permanecen libres de malos olores, al ser de secado rápido.

¿Te preguntas de qué están hechas exactamente? Estas bayetas están fabricadas con un tejido mixto formado por un 70% de celulosa (obtenida a partir de pulpa de madera) y un 30% de algodón. Se trata de un tejido muy resistente. De hecho, cada bayeta soporta hasta 50 ciclos de lavado de lavadora y tiene una duración aproximada de 8 semanas.

A la larga, estas esponjas de cocina son muy económicas: cada una de estas bayetas ecológicas tiene una vida útil equivalente a unos 15 rollos de papel de cocina convencional. Son similares al papel de cocina reutilizable de bambú pero más gruesas y duraderas.

bayetas ecologicas absorbentes
Las bayetas biodegradables de celulosa son muy absorbentes

En cuanto a su capacidad de absorción, las bayetas de celulosa son tan absorbentes como las de microfibra, o incluso más. El tejido especial y la textura de la bayeta permite que cada paño absorba hasta 20 veces su peso en agua. Además, a la hora de escurrirlas, resulta muy fácil eliminar la mayor parte del agua. Es decir, se secan muy rápidamente. Lo que evita que se queden húmedas. También se evita la proliferación de los gérmenes responsables de malos olores.

Las bayetas Superscandi están fabricadas en Europa (Alemania) con materiales de primera calidad por una pequeña empresa familiar.

Tipos de bayetas de limpieza

Por supuesto, no todas las bayetas son iguales. En función de lo que vayas a limpiar, siempre habrá un tipo de gamuza que hara mejor el trabajo que otras. Por otro lado, también estan las bayetas multiusos que funcionan relativamente bien en diferentes materiales.

Las gamuzas de limpieza más conocidas son las bayetas amarillas de toda la vida y las de color azul tipo spontex o vileda. Las amarillas no sueltan demasiada pelusa pero son poco absorbentes. Las azules tienen una textura más esponjosa y son más absorbentes. También existen bayetas específicas para limpiar cristales que apenas pierden fibra.

En los últimos años, las bayetas que más se han popularizado son las de tela de microfibra. Por dos motivos: su alta absorción de agua y porque son muy efectivas atrapando el polvo. Y aquí es donde llegamos a lo que realmente te interesa: ¿en qué sentido es mejor la bayeta de algodón y celulosa frente a la de bayeta multiusos de microfibra?

Bayetas de celulosa frente a las de microfibra. ¿Cuáles son mejores?

La microfibra es un fibra sintética ultrafina más delgada que un denier. ¿Y qué es un denier?

El denier, una palabra de origen francés, es una unidad de medida textil que nos indica el peso de la fibra. El denier utiliza como referencia fibras de 9000 metros de longitud. Por supuesto, esta medida no es casual. La medida original se creó a partir de las fibras de seda y se ajustó su longitud al gramo para facilitar la compararción de unas fibras con otras.

El denier nos indica la longitud aproximada de una fibra de seda de un gramo de peso. En otras palabras, una fibra de 1 denier pesa un gramo y mide nueve kilómetros de largo. Pues bien, la fibra de microfibra es tan fina que apenas mide una décima de denier. Es decir, una fibra continua de 9 km de microfibra pesa una décima de gramo (100 mg).

fibra microfibra y algodon
Fibra de microfibra multifilamento y fibra de algodón convencional

Las bayetas de limpieza de microfibra están fabricadas con fibras de poliéster o nylon (mezcla de poliéster y poliamida). Además, pueden ser tejidas o no tejidas. Las mejores bayetas de microfibra se fabrican con una técnica especial que divide la fibra original en múltiples filamentos. Si observamos al microscopio su sección transversal tendría el aspecto de un asterisco. ¿Y para qué sirve esto?

Al tener una mayor superficie de contacto, las fibras multifilamento tienen una mayor capacidad de absorción y limpieza. La microestructura de la microfibra atrapa el polvo y los líquidos de manera muy efectiva. Sin embargo, aunque limpian muy bien, estas bayetas, al igual que otras prendas de microfibra, tienen un grave inconveniente.

Impacto medioambiental de la bayeta de microfibra

Un estudio realizado por la marca Patagonia y la Universidad de California demostró que, cada vez que se lava en la lavadora una chaqueta sintética de microfibra, se liberan hasta 1.7 gramos de fibras. Estas fibras viajan por el desagüe y llegan hasta las depuradoras de agua. Debido a su pequeño tamaño, los equipos de depuración no son capaces de eliminarlas en su totalidad. En consecuencia, las fibras acaban llegando a ríos, lagos y océanos. Contribuyendo así a la contaminación global de plásticos. Se estima que hasta un 85% de los residuos fabricados por el hombre que acaban en las líneas de costa son, precisamente, microfibras.

En comparación, las bayetas ecológicas de celulosa y algodón no están fabricadas con fibras tan delgadas. Sin embargo, se fabrican mediante un proceso especial que crea una textura de rombos en la superficie que aumenta de manera considerable su capacidad de absorción (hasta 20 veces su peso en agua). Esta nueva tecnología permite obtener bayetas tan efectivas como las de microfibra pero sin sus peligros medioambientales. Por ejemplo, las bayetas ecológicas de celulosa y algodón, son biodegradables. Por el contrario, las de microfibra se fabrican con productos derivados del petróleo.

Deja un comentario