MaterialesEcologicos.es

Tenedores desechables de madera

Los tenedores desechables de bambú, pero también los de madera, son una alternativa ecológica y sostenible a los cubiertos de plástico. Son interesantes en restaurantes de comida rápida para llevar, fiestas, celebraciones, etc…

Por el contrario, en casa o en la oficina los tenedores de acero inoxidable son sin duda más sostenibles. Puesto que los cubiertos desechables, por su corta vida útil, conllevan un gasto adicional de energía (cuando se fabrican) y de combustible (cuando se transportan).

Ultima actualización de precios: 2021-02-27 a las 13:48

¿Qué ventajas tienen los tenedores de bambú o madera?

Si buscas alternativas a los tenedores de PUT, es decir, plástico de usar y tirar, en el mercado encontrarás tenedores ecológicos fabricados con 100% madera. Una de las especies vegetales usadas para fabricar este tipo de cubierto es el abedul. Pero también se usa el bambú, un material con el que se fabrican, por ejemplo, tuppers y fiambreras.

tenedores de madera
Tenedor desechable de madera

¿Qué ventajas tienen los tenedores desechables de madera? En primer lugar, la madera de abedul no es tóxica. Fabricar cubiertos de madera no requiere el uso de químicos nocivos. Tampoco de materiales plásticos, pues el envoltorio puede ser sustituido por celofán, un material de origen vegetal que es biodegradable y compostable.

Cubiertos de madera desechables

En segundo lugar, los cubiertos de madera desechables tienen una resistencia similar a los de plástico. Es incluso superior en algunas marca: todo depende del grosor de la madera. Además, no hay por qué desecharlos después del primer uso, ya que aguantan algunos ciclos de lavado en el lavavajillas (véanse estas pastillas ecológicas si se prevé usar el electrodoméstico).

Finalmente, otro punto a favor, el más importante, de hecho, de los tenedores desechables de madera es que son biodegradables y compostables. La madera es efectivamente un material orgánico que no contamina. Además, los microrganismos del suelo la descomponen de forma natural en un corto plazo: unos meses o años, a diferencia del plástico, cuya degradabilidad se mide en siglos.

Ideas para reciclar los tenedores desechables de madera

¿Qué hacer con los tenedores desechables cuando ya no sirven para trinchar? Hay distintas opciones. Podemos compostarlos con los restos orgánicos: la opción más sencilla es echarlos a la compostera. Aunque tardarán más tiempo en descomponerse que otros restos vegetales verdes, finalmente lo harán.

Una segunda posibilidad es trocearlos y emplearlos como mantillo (acolchamiento) en los alcorques de arbustos y árboles. El mulching o mantillo ayuda a retener la humedad, ya que evita que el sol caliente directamente la tierra. Además, ayuda a evitar la proliferación de malas hierbas.

De hecho, un material usado en la jardinería como acolchamiento es la corteza de pino. El mantillo de madera es, pues, otra de las posibilidades para dar una segunda vida a los tenedores desechados. Por cierto, en los últimos años, tambien se ha extendido el uso de otros mantillos fabricados con materiales reciclados, por ejemplo, el caucho de los neumáticos triturados.

Mantillo de madera (mulching). CC-BY-2.5 Wikipedia
Puntúa este artículo
Valoración: 0 (0 votos)

¿Quieres dejar tu comentario?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.